Mi escritorio de subasta

Hace bastante tiempo, cuando todavía estaba en el medio de la carrera de abogacia (que no llegaría a ser título), abrieron a la vuelta de mi casa un negocio de subastas. ¡Cómo me gustan las subastas! Ahí conocí al escritorio de campo que se convertiría en mi mesa para la tele durante muchos años.

Así como lo traje, medio destartalado y con el lustre rayado por los años, se mantuvo mucho tiempo. Otros tantos años después, cuando empecé la carrera de diseño de interiores, comencé a vislumbrar un destino diferente para mi querida mesita.

Pero recién ahora que tengo lugar para lucirlo como yo quería (en mi propio taller que estoy armando de a poco) es que le pude dar nueva vida y renovarlo por completo.

Ya me había hecho a la idea de que lijarlo me iba a llevar un lindo tiempo cuando salieron a la venta las nuevas pinturas chalk paint de Rust Oleum. Estas fantásticas pinturas adhieren con facilidad inclusive en superficies que no estén lijadas. ¡Así que fue mucho más fácil ponerse manos a la obra!

Cómo al mueble quería darle un aspecto desgastado le hice una pátina con vela que aprendí en el curso de reciclado de Aires de Bohemia.

Se trata de una pátina que se puede realizar tanto con una vela como con cera para pisos en pasta incolora que pasamos por donde no queremos que se adhiera la pintura y queremos que el mueble luzca desgastado. Yo elegí usar vela porque quería un desgastado bien puntual.

La pintura chalk paint de Rust Oleum viene en aeorosol y brocheable. Como soy un poquito (sólo un poquito jaja) ansiosa, usé el aerosol que es más rápido y además es de muy fácil aplicación.

IMG_20170805_180004275

Lo único que quedaba por elegir eran los tiradores. También hacía muchos años me había topado con unos que los había guardado para este mueble. ¡Pero recientemente compré otros que también me gustaban! Así que no lo dudé e hice encuesta en Instagram!

IMG_20170811_083715_600

¿Ustedes cuál creen que ganó? ¡El amarillo!

¡Ya tengo listo mi escritorio para disfrutar todavía más de mi trabajo!

IMG_20170810_1022202

Espero les haya gustado el post y si tienen alguna consulta sobre el paso a paso para reciclar un mueble con este estilo me pueden dejar comentario acá o escribirme a info@luzmarinainteriores.com

¡Besos y hasta la próxima!

Anuncios

Una cocinita eco: Juguetes de cartón

Desde que nació Male estoy fascinada al ver como la imaginación y la creatividad de los chicos no tiene límites, y a veces uno compra juguetes caros y resulta que ellos se terminan divirtiendo más con una caja de cartón.

Uno de los juegos favoritos de mi hija es cocinar, y cocinamos de mentiritas y también de verdad, porque para mi asombro descubrí que muchas de las comidas que me rechazaba las empezó a aceptar luego de participar en el proceso. Claro que su forma de colaborar es poner pedacitos de verdura cortada en asaderas (nada riesgoso para su edad).

Luego de descubrir esto y dado que además simpatizo bastante con el concepto de reutilización y reciclado se me ocurrió hacerle una cocinita a partir de una caja de cartón.

Había Visto varias en Pinterest pero no la hice hasta no dar con la caja perfecta que llego un día a nuestro hogar.

IMG_20170710_163420646

Te cuento que usé para hacerla:

Caja de cartón: Fijate que el tamaño le sea cómodo para jugar

Tapitas de gaseosa (para las perillas)

Tapas de leche de fórmula: Son las hornallas y lo podés reemplazar por cds viejos o cortar cartón en forma circular.

Pintura rosa (yo usé un latex que tenía de sobra pero puede ser pintura decorativa)

Aerosol negro: para las perillas

Aerosol plateado o negro: para las hornallas (yo usé uno que hace mucho compré para pintar un chulengo (pintura de alta densidad) pero en vez de negro me confundí y compré uno medio plateado pero que no brilla, me gustó y decidí no cambiarlo).

Cutter

Pegamento de doble contacto

Pinté toda la caja de rosa chicle y calé la tapa del horno con un cutter.

La manija de la tapa del horno la hice simplemente con un pedazo de cartón que doblé e introduje en la misma a través de unas ranuras que hice con el cutter (esto fue aporte de futuro marido porque no se me ocurría con que hacerla).  La pensaba aerosolear pero justo ví a mano una plasticola de glitter plateada y entonces la pinte de gris con acrílico y encima le puse la plasticola, así tenía un toque glam.

IMG_6045

Pegué las perillas y como lo hice así medio a ojo me quedaba un hueco entre la tapa y las perillas que no me gustaba, entonces le pinté un visor, como sí fuera una cocina moderna ja!

Luego pegué las tapas a la parte superior.

IMG_6047

Y voila! Les juro que no gasté 1 centavo, todo lo que usé eran cosas que tenía (bueno las tapitas de gaseosa me las dio mi mamá). Lo que me sí me salió caro fue el tacho de basura que venía en esa caja… Pero esa es otra historia.

Ayer moví todos los muebles de la habitación de Male y le armé un espacio nuevo para jugar y ¡le encanta!. Ubiqué la cocina y dí vuelta una biblioteca blanca para que tenga para apoyar las ollitas y utensilios de juguete.

IMG_6017

IMG_6031

IMG_6037

¿Qué les parece? Por acá les aseguro que es furor! Y consejo: ¡no tiren las cajas de cartón! Se pueden hacer infinidad de juguetes (y otras cosas) con eso.

¡Besos y hasta la próxima!

La ruta de las manzanas, del vino y de dinosaurios

Viendo fotos me puse nostálgica. Va, hace un tiempo está escarbando el bichito de viajar al sur y quiere convencerme. ¡Y como si no alcanzara, me encuentro con estas fotos!

Resulta que el último viaje a Bariloche lo hicimos en auto y paramos en un lugar de ensueño. Una especie de casita / cabaña ubicada bien adentro de la Ruta de las manzanas, del vino y de los dinosaurios. Sí, así reza el cartel de la ruta que tiene como epicentro la capital neuquina.  El camino es bello y encima nos toco la época en que los perales y los manzanos estallas de frutas.

Pero volviendo a la casita de ensueño les cuento que se encuentra en la localidad de Centenario, cerca de Cipolletti, Neuquén. Me enamoré a primera vista y quiero compartirles las fotos que saqué en ese entonces.

20170214_104506

Su nombre es La Aromada, y los anfitriones (Nilo y Jenny) destilan armonia y paz a cada paso.

Este es el exterior de La Aromada, y está rodeada de una cantidad impresionante de árboles frutales.

20170214_104326

20170214_104437

Sistema de calefacción ruso

El interior parece de cuento. Los colores divinamente combinados y cada detalle para deleitarse.

20170214_09150420170214_10381020170214_103825

IMG_20170214_093001

Y todo esto señoras y señores, a orillas del Río Neuquén!

20170214_112940

Si están buscando realmente desenchufarse ¡este es el lugar indicado!

Ojalá les haya gustando y ¡nos vemos en el próximo post!

 

Todas las fotos son de mi autoría.

4 estilos para elegir

Me encanta cuando me llaman para realizar un asesoramiento deco, que confíen en mi es algo que me llena de orgullo y que además me encanta.

A Mariana la conocí hace tiempo en otro trabajo relacionado al diseño pero en relación de dependencia, es arquitecta pero me había insistido bastante porque según ella no se daba mucha idea con el tema deco. Para mi es fácil, porque estoy acostumbrada, pero es cierto que quizás para muchas personas pensar en como combinar los muebles y los elementos puede ser un dolor de cabeza.

Primera reunión. Definimos que cosas había que modificar, cuales que comprar y las que conservar. Pensé en una paleta de colores claros para el mobiliario en general y líneas rectas. Pero el estilo en sí era otro cantar.

Para que mi cliente pudiera tener una idea bien concreta a la hora de elegir le armé 4 combos con los muebles que había que comprar.

marian 1

marian 2

marian 3

marian 4

Además la propuesta incluía nuevas cortinas, textiles y una lavada de cara a una terraza súper  aprovechable.

¿Ustedes que opinan? ¿Qué estilo les gusta más?

Hasta la próxima!

Vacaciones de invierno y filosofía Montessori

Llegan las vacaciones de invierno y los chiquitines (y no tan chiquitines) se preparan para desparramar juguetes y sonrisas en sus habitaciones y en cada rincón de la casa. Nos gusta verlos divertirse y tenerlos un rato más para abrazarlos, darles más besos y verlos crecer minuto a minuto, pero también estaría bueno que después de estas dos semanas de jolgorio no terminemos con la espalda rota de agacharse a juntar muñequitos y bloquecitos.

Desde que Male estaba en mi panza me interesé por un tipo de filosofía en educación creado por la médica Maria Tecla Artemisia Montessori (sí, así de largo se llamaba).  Esta filosofía se basa en ubicar al adulto como guía en el aprendizaje del niño, quien absorve información de forma inconsciente como si fuera una pequeña esponja con capacidades infinitas.

Para decirlo más en castellano y en breve propone que el adulto a cargo colabore en el aprendizaje del niño de una forma no invasiva. Por ejemplo, es muy lindo darles de comer en la boca a nuestros bebés pero debemos incentivarlos a que vayan aprendiendo a ser seres independientes, debemos mostrarles todas las herramientas para que ellos puedan valerse por sí mismos en la medida de lo que puedan, y tenerles paciencia (no hagamos las cosas por ellos sólo porque las hacemos más rápido). De esta forma criamos personas con confianza en sí mismas y con autoestima elevado.

Las habitaciones Montessori apuestan a ser lugares ordenados, con colores cálidos pero no estridentes y sobretodo a dejar las cosas al alcance de la mano (de los niños). Por eso las camas suelen estar directamente armadas sobre el piso (no por falta de presupuesto para una cama), los estantes son la mayoría bajos y abundan los canastos para poder sacar y poner de manera simple.

Además se arman según la edad del chiquitín. Para los más bebes se pueden disponer espejos amurados a la pared y algunos objetos colgantes.

Para las habitaciones de los más grandes suelen disponerse bastantes libros y juegos didácticos.

¿Qué opinan de esta filosofía? ¿la conocían? ¿y del tipo de disposición en las habitaciones?

¡Espero les haya gustado el post! ¡Hasta el próximo!